Australia busca procesar los crímenes de guerra de su Ejército en Afganistán

Sídney (Australia), 12 nov (EFE).- El primer ministro de Australia, Scott Morrison, anunció este jueves que busca procesar a soldados australianos que presuntamente cometieron crímenes de guerra durante su despliegue en Afganistán, entre 2005 y 2016.

Morrison señaló que existe un «número significativo» de incidentes y que la investigación será «compleja» al informar de la creación de una oficina especial dedicada a investigar las acusaciones.

«Dadas las acusaciones de presuntas faltas de conducta grave y posiblemente delictiva, las cuestiones planteadas en la investigación deben evaluarse, investigarse y, cuando las acusaciones estén fundamentadas, procesarlas en los tribunales», dijo Morrison, junto a su ministra de Defensa, Linda Reynolds.

La creación de esta oficina de investigación especial se da una semana antes de la publicación del informe de la Inspectoría General de las Fuerzas Australianas de la Defensa, que desde 2016 investiga las denuncias sobre presuntos delitos cometidos principalmente por las fuerzas de élite del país en una zona de conflicto.

El mandatario instó a «hacer frente con independencia a las brutales verdades», sin detallar los presuntos crímenes de guerra que se incluyen en el informe de la Inspectoría, que la semana pasada fue entregado al gobierno australiano.

Se espera que la oficina para la investigación especial de crímenes de guerra, que dependerá del Ministerio de Interior, comience a operar el próximo año y tendrá potestad de llevar as los tribunales a los presuntos culpables de crímenes de guerra.

El gobierno australiano, que buscará la cooperación internacional para evaluar las denuncias, también implementará un nuevo panel para abordar la cultura dentro de las fuerzas armadas, que dependerá del Ministerio de Defensa.

La cadena australiana ABC ha denunciado desde hace años presuntos crímenes de guerra perpetrados por los militares australianos en Afganistán, entre ellos ejecuciones extrajudiciales, y que llevó a la Policía a registrar sus oficinas por la filtración en 2017 de los conocidos como «Archivos afganos» sobre los abusos cometidos por soldados en el país asiático.

Australia llegó a desplegar hasta 1.500 soldados australianos para operaciones de combate entre 2001 y 2014 en Afganistán, lo que se consideró como el mayor aporte militar de un país fuera de la Alianza Atlántica, y desde entonces mantiene reducidos destacamentos militares dedicados a labores de capacitación y entrenamiento.

Las investigaciones solo abarcan desde 2005, cuando los desplegó a 150 miembros de las fuerzas especiales y reforzó su presencia militar en Afganistán, mientras que los años anteriores su contribución era principalmente para actividades logísticas. EFE

wat/nc/ics

#fuerzasespeciales #Investigación #presenciamilitarenAfganistán #crímenesdeguerra #operacionesdecombate #Afganistán #Australia #AlianzaAtlántica #Archivosafganos

0 vistas0 comentarios
web.png